s noticias más importantes en su momento, pero la verdad es que este no ha dado los resultados esperados, más bien todo lo contrario, ya que la GPU Xclipse 920 que montaba el Exynos 2200 fue una gran decepción.

A pesar de todo, Samsung decidió renovar su acuerdo con AMD para intentarlo una vez más, pero según las últimas informaciones el SoC Exynos 2400 será el último que contará con una GPU de AMD. Esto quiere decir que la surcoreana habría decidido dar carpetazo a la arquitectura gráfica de AMD, y por una buena razón, crear su propia GPU.

Es una información muy interesante que, la verdad, tiene mucho sentido, al fin y al cabo es el mejor camino a seguir de cara a crear un SoC «de ensueño», que en teoría es el proyecto que tiene en mente Samsung desde hace tiempo, y que parece estar inspirado en parte por los logros que ha conseguido Apple en este sentido con sus chips serie A y serie M.

También tiene sentido porque, como ya sabrán muchos de nuestros lectores, las dos últimas GPUs basadas en arquitectura de AMD que ha utilizado Samsung en sus SoCs Exynos no han conseguido buenos resultados, y al final han acabado quedando por detrás de las Adreno integradas en los Snapdragon más cercanos a su generación.

Sé que el Exynos 2400 aún no ha llegado al mercado, pero las primeras pruebas filtradas colocan a su Xclipse 940 por detrás de la Adreno 740 en rasterización. Si esto es así, imaginad lo lejos que puede llegar a quedar de la GPU Adreno de próxima generación que utilizará el SoC Snapdragon 8 Gen3, que será precisamente el que utilizará Samsung en los Galaxy S23.

Samsung quiere desarrollar su propia GPU, y también está intentando sacar adelante un diseño CPU propio basado en la arquitectura ARM que, a grandes rasgos, seguirá el planteamiento que ha venido utilizando Apple, agregar una profunda capa de personalización sobre la base de dicha arquitectura para mejorar el rendimiento. Esta estrategia es también la que sigue Qualcomm, y la que utilizó la propia Samsung en su momento con sus núcleos Mongoose.

Veremos en qué acaba quedando todo esto, y qué resultados es capaz de conseguir la surcoreana. De momento solo podemos tomar como referente a Apple, que logró sorprender a propios y extraños con los buenos resultados que ha obtenido con sus SoCs serie A y serie M. Ambos utilizan GPUs propias de Apple, y ofrecen un excelente rendimiento teniendo en cuenta sus características y sus consumos.

Vía | Samsung Deja de Usar GPUs AMD para Desarrollar la Suya Propia – Tecnología con Juancho (tecnologiaconjuancho.com)